FANDOM


Para otros usos de este término, véase Black Widow (desambiguación)
"Steve, ya sabes lo que va a tener que pasar ¿en serio piensas resolver esto a golpes?"
―Natalia Romanoff a Steve Rogers[fnt.]

Natalia Alianovna "Natasha" Romanoff, mejor conocida como Black Widow, es una de las mejores espías y asesinas en el mundo. En un principio era una agente de la Agencia de Espionaje Soviético, la KGB; más tarde se convirtió en un miembro de S.H.I.E.L.D., la agencia de contra-espionaje internacional. Habiendo tenido una maestría en las artes marciales, ella se convirtió en una de las agentes más talentosas de S.H.I.E.L.D. — Cuando Loki le declaró la guerra a la Tierra, Natalia se unió a los Vengadores y ayudó a defender a la ciudad de Nueva York.

Después que los Vengadores derrotaran a Loki, ella siguió trabajando para S.H.I.E.L.D., junto con el también agente, Steven Rogers. Tras la Sublevación de HYDRA, lo que resultó hacer que toda su historia se le fuera revelada al mundo, se retiró para comenzar a reconstruir su vida. Más tarde, nuevamente se reunió con los Vengadores para derrocar las últimas instalaciones de HYDRA ubicadas en el mundo y a la inteligencia artificial, Ultrón. A diferencia de la mayoría de los miembros originales de los Vengadores, Romanoff permaneció como miembro de la segunda encarnación del equipo después de la Ofensiva de Ultrón.

Después de que los gobiernos del mundo le hayan exigido a los Vengadores firmar los Acuerdos de Sokovia, ella estuvo de acuerdo con sus términos. Más tarde, Romanoff se unió a Tony Stark en una lucha contra el bando de Steve Rogers debido a sus desacuerdos con los acuerdos, y sus actividades criminales con el Soldado del Invierno. Cuando las dos facciones de los Vengadores lucharon entre sí, ella traicionó al bando de Tony Stark con el fin de ayudar a Steve Rogers a encontrar al instigador de la lucha entre ellos. Como resultado, Romanoff se vio obligada a exiliarse a si misma para evitar ser arrestada por ayudar a su viejo amigo.

Biografía

Vida temprana

Habitación Roja

Natalia Alianovna Romanoff nació el 22 de noviembre de 1984 en Stalingrado. A temprana edad [1], Romanoff fue reclutada por la KGB[2]. En la Habitación Roja, ella tuvo que soportar una educación y adoctrinamiento en el mundo del espionaje oficio. Romanoff destacó en este entorno y pronto llegó a ser considerada como una espía maestra y una de los mayores asesinas del mundo. Su eficacia despiadada en los últimos años le hizo ganar el nombre clave, Black Widow.[1] Como acto final para completar su formación, Romanoff fue esterilizada, para evitar cualquier distracción y centrarse exclusivamente en sus misiones, algo que lamento profundamente más tarde en su vida.[3]

En el radar de S.H.I.E.L.D.

Debido a toda su experiencia y su creciente amenaza para la seguridad mundial, Romanoff apareció rápidamente en el radar de S.H.I.E.L.D., lo que provocó que el director Nick Fury enviará a Clinton Barton, más conocido como Hawkeye, a eliminarla. Sin embargo, Hawkeye desobedeció la orden, al reconocer su destreza, él le recomendó a Romanoff ser reclutada por S.H.I.E.L.D.. A petición del director Fury, Romanoff posteriormente desertó de Rusia y se unió a las filas de S.H.I.E.L.D. A partir de entonces, desarrolló una asociación duradera con Barton. Juntos tenían misiones en Budapest, Abiyán y muchos otros lugares. Natalia finalmente empezó a usar el nombre de "Natasha".[1]

Sirviengo como agente de S.H.I.E.L.D.

El Soldado del Invierno

"Hace cinco años, escolté a un ingeniero nuclear fuera de Irán, dispararon a mis neumaticos cerca de Odessa. Perdí el control, caímos por un barranco. Apenas salimos. Pero vi al Soldado del Invierno. Yo protegí al ingeniero, así que le disparó a través de mí."
―Natasha Romanoff a Steve Rogers[fnt.]

En 2009, cuando fue asignada para proteger a un ingeniero nuclear, fue atacada por un misterioso asesino conocido como el Soldado del Invierno, que fue enviado para matar al científico. Aunque ella y el científico fueron empujados hacia un barranco, Romanoff logró salvarse tanto ella como al hombre que estaba protegiendo. Al ver esto, el Soldado de Invierno le disparó al científico a través del estomago de Romanoff, causándole la muerte a él.[2]

Vigilando a Tony Stark

Bajo el nombre de "Natalie Rushman", Romanoff hizo el trabajo de modelo en Tokio como parte de una operación encubierta. Su misión era mantener vigilando a Tony Stark después de que él cediera su empresa a Pepper Potts. En realidad, Romanoff había sido asignada para evaluar si él era adecuado para un plan de reunir a un grupo de personas con talentos incomparables. Romanoff llegó como reemplazo de Potts captando la atención de Stark y Happy Hogan mientras estaban boxeando. Ella obtuvo firmas de Potts cuando Stark pidió su nombre y luego le dijo que se uniera a él en el ring de boxeo.

Stark le dijo a Hogan que diera a Romanoff una lección, lo cual Hogan no se tomaba en serio al no ser consciente de su entrenamiento. Stark le hizo una búsqueda y descubrió que hablaba con fluidez francés, ruso y latín, además de que había modelado en Japón. Mientras Romanoff observaba cómo Stark investigaba, Hogan le lanzó un golpe, pero Romanoff bloqueó el ataque, lo escamoteó alrededor de la cabeza y lo empujó al suelo. Romanoff salió del ring y obtuvo la huella dactilar de Stark y después se fue, dejando a Stark sorprendido. Romanoff pasó a ser asistente de Starks desde entonces.[4]

Mónaco

Romanoff se encontró con Stark y Potts en Mónaco, quienes la saludaron y guió a Stark con los fotógrafos y le informaron de su cena de las nueve y media, que dijo que llegaría a las once. Cuando Stark apareció en la televisión, disputando el Gran Premio de Mónaco, Potts llamó a Romanoff para ver si lo sabía, pero lo negó. Potts le pidió a Romanoff que trajera a Hogan y la recoja a ella para que pudieran detener a Stark.[4]

La fiesta de cumpleaños de Tony

En el cumpleaños de Stark, Romanoff lo encontró observando su Reactor Arc en su pecho, que estaba empeorando, con una selección de relojes que usar para su fiesta. Los dos entonces hablaron sobre si debía cancelar su fiesta debido a los acontecimientos recientes. Romanoff entonces cubrió algunas de las magulladuras de Stark en su cara cuando Stark le preguntó qué haría si fuera su último cumpleaños, que ella le dijo que haría lo que quisiera con quien quisiera hacerlo. Romanoff se fue y se unió a la fiesta.

Tomando en cuenta lo que Romanoff dijo, Stark se emborrachó, coqueteando con Romanoff y dejándola usar un guante de Iron Man y hacer estallar una escultura de hielo. Después de ser frustrado con el comportamiento de Stark, James Rhodes, robó la Mark II y participó en una pelea con Stark, haciendo que los invitados a la fiesta salieran. Durante la pelea de Stark y Rhodes, Romanoff se topó con Potts, que la confrontó diciendo que desde que llegó sabía que algo no estaba bien. De repente la lucha trasladó en su camino, haciendo que las dos se fueran. Romanoff se puso en contacto con el director Nick Fury y le informó sobre la situación. Cuando se ofreció a venir, ella le dijo que no lo hiciera.[4]

Revelándose a Stark

Ahora vestida con un uniforme de S.H.I.E.L.D., Romanoff encontró a Nick Fury y Tony Stark teniendo una discusión en Randy's Donuts para proporcionar un antídoto a corto plazo al envenenamiento de paladio de Stark. Furtivamente desde la entrada trasera, Romanoff sorprendió a Stark cuando reveló ser una agente de S.H.I.E.L.D. todo este tiempo. Stark entonces le dijo que estaba despedida, pero Romanoff dejó en claro que no dependía de él. Fury se la presentó a Stark revelando que Natalie Rushman no era su nombre y que Fury la había asignado para vigilarlo. Romanoff le dio a Stark un suero que aplazaba los efectos de la radiación del Reactor Arc, que envenenaba su cuerpo, para poder trabajar en una cura.

Más tarde, Romanoff junto con Fury y Phil Coulson, fueron hasta la mansión de Tony Stark y ella le dijo a Fury que iba a permanecer en su posición como asistente. Después en Stark Industries, mientras Stark estaba visitando a Pepper Potts, Romanoff entró y le pidió a Potts firmas unos papeles. Cuando Potts se fue, Stark se impresionó de la actitud de Romanoff y le dijo que le resultaba increíble como hacía lo que estaba haciendo. Cuando él le dijo que no podía hablar otros idiomas, Romanoff le respondió en latín, luego repitió el significado que "él podía conducir hasta su casa o podía hacer que viniesen a buscarlo".

Escaramuza en la Sede de Hammer Industries

Romanoff asistió a al Stark Expo con Pepper Potts cuando Ivan Vanko comenzó a tomar el control de los Hammer Droides. Romanoff y Potts siguieron a Justin Hammer, solo para enterarse que Vanko había tomado el control de los droides después de que Romanoff amenazara a Hammer. Romanoff dejó a Potts y salió con Happy Hogan para que la llevara a la sede de Hammer Industries. Mientras conducía, Romanoff se cambió a su uniforme de S.H.I.E.L.D., haciendo Hogan intentar mirarla.

Cuando llegaron a la instalación, Romanoff irrumpió en la base y a los dos se les acercó un guardia, que Hogan confrontó, mientras que Romanoff continuaba. Ella entonces derrotó a cualquier guardia en su camino utilizando múltiples aparatos, así como sus habilidades de lucha. Ella logró derrotar a todos los guardias con facilidad y siguió ubicando a Vanko, solo para descubrir que no estaba allí. Romanoff fue capaz de recuperar el control sobre la armadura de Rhodes. Ella también informó Stark de Vanko que llegaba donde él. Luego recuperó los datos de Hammer Industries antes de que las bombas de Ivan Vanko se apagaran.[4]

Invasión Chitauri

Interrogatorio

El próximo objetivo de Romanoff fue Georgi Luchkov, el corrupto general ruso que ilegalmente vendía armas al mejor postor. Romanoff fue enviado a espiar las actividades de Luckkov, sin embargo, ella fue noqueada por uno de sus secuaces, quien la atrapó furtivamente. Cuando despertó, se encontró atada a una silla, pero cuando Luchkov la interrogó, sin darse cuenta, derramó todos sus secretos. No obstante, cuando Luchkov se preparaba para torturarla, su interrogatorio se interrumpió cuando Phil Coulson llamó y pidió hablar con Romanoff.

Coulson le informó a Romanoff que tenía que irse y que ella se negó, ya que estaba en medio de un interrogatorio, hasta que Coulson le informó que Clinton Barton se veía comprometido como incentivo. Romanoff puso a Coulson en espera, se liberó de inmediato y luchó y capturó a Luchkov y sus hombres. Coulson le dijo a Romanoff que fuera a reclutar a Bruce Banner, del cual dudó y preguntó si podía reclutar a Tony Stark, que Coulson ya había cubierto. Luego, Romanoff recogió sus zapatos, abandonó el almacén y fue a buscar a Bruce Banner.[1]

Reclutando a Bruce Banner

Romanoff viajó a la ubicación oculta de Bruce Banner en Calcuta, India. Ella tenía a una niña para actuar como si su padre estuviera enfermo con el fin de llevarlo a una casa abandonada. Banner, se dio cuenta de que era una trampa, ya que Romanoff se presentó con calma y le explicó la situación. Romanoff le dijo a Banner que solo estaban ellos dos, lo que era mentira como varios agentes de S.H.I.E.L.D. estaban afuera. Ella le dijo a Banner sobre el Teseracto y que requerían su ayuda para localizarlo, ya que el Teseracto emitía una débil señal de Radiación Gamma.

Banner aseguró que Hulk no era necesario y Romanoff le dijo que Nick Fury no había mencionado nada sobre Hulk. Cuando Romanoff intentó asegurar a Banner que no sería encarcelado, Banner se burló de la ira para poner a prueba su reacción; ella reaccionó apuntando con un arma en la cabeza, pero Banner explicó con calma que la estaba poniendo a prueba. Romanoff pudo convencer a Banner de ingresar a S.H.I.E.L.D. y ordenó a los agentes de afuera que se retiraran.[1]

Unidos en el Helicarrier

Romanoff trajo a Bruce Banner al Helicarrier, para ayudar a localizar el Teseracto. Coulson luego llegó con Stevne Rogers y presentó a los dos. Luego, Romanoff le dijo a Coulson que lo necesitaban en el puente. Ambos caminaron juntos, y le preguntó si Coulson le había pedido que firmara sus cromos. Ella le presentó a Banner a Rogers y les recomendó que se movieran porque sería difícil respirar. El Helicarrier entonces comenzó a despegar para que los tres entraran. Dentro del Helicarrier, Romanoff le mostró a Banner su laboratorio y continuó buscando a Clinton Barton.[1]

Capturando a Loki

S.H.I.E.L.D. localizó a Loki en Stuttgart, Alemania, y Romanoff voló en Quinjet hacia esta ubicación con Steven Rogers. Cuando Rogers luchó contra Loki, Romanoff intentó dispararle, pero no podía hacerlo debido a que Loki usó su magia para hacer aparecer múltiples ilusiones de sí mismo. De repente, la estridente música de AC / DC'S Shout to Thrill comenzó a tocar en el Quinjet cuando Tony Stark voló para ayudar, preguntándole a Romanoff si lo había extrañado, haciendo sonreír a Romanoff. Ellos lograron capturar a Loki y lo trajeron al Quinjet para llevarlo al Helicarrier.

En su camino de regreso al Helicarrier, Nick Fury le preguntó a Romanoff si Loki había dicho algo, Romanoff le informó que Loki había permanecido en silencio. De repente, se produjo una inesperada tormenta, y Thor entró en el Quinjet y se fue con Loki. Romanoff preguntó si Thor era otro Asgardiano, antes de que Stark fuera a buscarlo. Rogers luego se unió a Stark, cuando Romanoff le advirtió que debería sentarse porque Thor era básicamente un dios, pero eligió pelear de todos modos diciendo que solo hay un Dios y jamás se vestiría de la misma manera que Thor.[5]

Interrogando a Loki

Mientras Loki estaba encerrado, Romanoff escuchó mientras él y Nick Fury hablaban entre ellos. Romanoff le dijo a Thor que Erik Selvig y Clinton Barton estaban bajo el control de Loki. Cuando Thor le dijo a Bruce Banner que se cuidara de cómo él hablaba de Loki, ya que era su hermano, Romanoff le informó que Loki había matado ochenta personas en dos días, lo que hizo que Thor les dijera que Loki había sido adoptado. Romanoff decidió interrogar a Loki y descubrir sus intenciones.

Romanoff se acercó al semidiós Loki, sin ser detectada, para poder interrogarlo y notó que no mucha gente podía acercarse sigilosamente. Romanoff quería saber qué había hecho Loki con Barton, y Loki le dijo que había ampliado su mente. Cada vez que Romanoff preguntaba qué pasaría con Barton después de que Loki conquistara la Tierra, Loki cuestionó los sentimientos de Romanoff preguntándole si era amor. Romanoff dejó en claro que le debía una deuda a Barton y le contó a Loki su historia con Barton.

Romanoff decidió fingir romper las barreras a Loki para que revelara sus planes. Loki comenzó a burlarse de Romanoff contándole acerca de su historia sobre la cual Barton le había contado. Loki le dijo a Romanoff que obligaría a Barton a matarla, pero terminó revelando que planeaba desatar al monstruoso alter-ego de Banner, Hulk. Romanoff advirtió a S.H.I.E.L.D. sobre el plan de Loki y fue a acompañar a Banner a su habitación.[1]

Ataque en el Helicarrier

Posteriormente, después de una discusión entre el grupo, Barton, bajo el control de Loki, detonó una bomba en el Helicarrier de S.H.I.E.L.D., que terminó por atrapar a Romanoff con Banner transformándose en Hulk. Romanoff intentó calmar a Banner, pero estaba muy enojado. Romanoff vio a dos agentes de S.H.I.E.L.D. que venían a ayudar, pero ella les dijo que se fueran, sabiendo que estarían en peligro. Cuando Romanoff intentó liberarse, fue testigo de cómo Banner se transformó en Hulk, dejándola horrorizada. Eventualmente, Romanoff se liberó e intentó escapar. Lleno de ira, Hulk la persiguió y casi la mata. Ella intentó esconderse de Hulk, después intentó defenderse y apenas logró huir. Hulk sin embargo tiró a Romanoff, lo que la dejó sin aliento y le rompió dos costillas. Cuando Hulk estaba decidido a matarla, Thor lo confrontó, salvando a Romanoff.

Todavía aturdida después de su encuentro con Hulk, Romanoff se vio obligado a enfrentarse a Clinton Barton, que estaba bajo el control de Loki. Barton estaba caminando por el Helicarrier cuando fue confrontado por Romanoff, quien se coló detrás de él en un intento de desarmarlo. Los dos viejos amigos tuvieron una pelea prolongada usando sus habilidades de combate, Romanoff fue capaz de luchar contra Barton y defenderse de sus ataques con su arco y flechas y su cuchillo. Barton usó todo su entrenamiento de alto nivel para matar a su antigua amiga, incluso le disparó varias flechas, aunque Romanoff fue capaz de esquivarlas, así como de intentar clavarle un cuchillo en el cuello mientras tiraba de su cabello hacia atrás.

Al final, Barton no podía competir con la velocidad y el pensamiento rápido de Romanoff y, finalmente, ella obtuvo la ventaja, desarmándolo y golpeando la cabeza de Barton contra una tubería de acero. El golpe debilitó el agarre de Loki en la mente de Barton y reconoció a Romanoff, llamándola por su primer nombre antes de que lo noqueara con un fuerte puñetazo en la cabeza, rompiendo su conexión con Loki y restaurando su mente. Romanoff vio como Barton fue llevado por un equipo de S.H.I.E.L.D. para ser rehabilitado.[1]

Recuperación de Barton

Después de que Romanoff derrotó a Barton, fue arrestado y atado hasta que se asegurara de que el control de Loki había desaparecido y que ya no era una amenaza. Romanoff cuidó a Barton en la sala de recuperación, escuchándolo mientras describía la experiencia, que Romanoff entendía por experiencias pasadas. A pesar de preguntar, Romanoff se negó a decirle a Barton cuántos agentes de S.H.I.E.L.D. él había asesinado, diciéndole que Loki era responsables de los asesinatos y que no debía culparse a sí mismo. Cuando Rogers llegó para preguntarle a Romanoff si podía pilotar un Quinjet, Barton repondió que sí. Después de que Romanoff le diera la aprobación, Rogers le permitió a Barton unirse a ellos en la misión.[1]

Batalla de Nueva York

Black Widow se preparó para luchar al lado de los Vengadores contra el ejército Chitauri de Loki, a pesar de ser una espía y no un soldado. Junto con Clinton Barton y Steven Rogers volaron a la ciudad de Nueva York en un Quinjet donde un portal se abrió sobre la ciudad, permitiendo que miles de extraterrestres entren y ataquen todo a su alrededor. El equipo lucho contra los extraterrestres. Mientras que el Capitán América corrió a dar la orden del Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York para proteger a los civiles, ella y Hawkeye mantuvieron las tropas que se acercaban. Romanoff remarcó que la batalla era similar a la que tenían en Budapest hace varios años.

Cuando los otros miembros del equipo llegaron, Steven Rogers le ordenó quedarse con él para proteger las calles de la ciudad, mientras que los demás iban por aire o simplemente atacaban de otros lugares. Ella y el Capitán América lucharon juntos, tras utilizar casi todas sus energías, la pelea aún no había terminado, para disgusto de Romanoff.

Poco después, Romanoff decidió obtener uno de los transportadores de los Chitauri y así poder volar sobre la Torre Stark. Esta es perseguida por Loki y le pidió a Clinton Barton dispararle desde el cielo. Eventualmente llegó a la Torre Stark y se reunió con Erik Selvig, quien logro librarse del control mental de Loki. Juntos, con el cetro de Loki, cerraron el portal para el bien, poniendo fin a la invasión.[1]

Consecuencias

Más tarde, el equipo se tomó un respiro en el Palacio de Shawarma.[6] Ellos fueron interrumpidos por Máquina de Guerra, quien llegó demasiado tarde para ayudar en la batalla.[7] Los Vengadores se reunieron al día siguiente en el Central Park para supervisar el regreso de Thor, Loki y el Teseracto a Asgard. Mientras Loki estaba encadenado, Romanoff le susurró algo al oído de Barton, causando que él sonriera. Cuando los miembros del equipo se fueron cada uno por su lado, Romanoff y Barton se subieron a un auto de S.H.I.E.L.D.[1]

Sublevación de HYDRA

Lucha contra los piratas

Romanoff y Rogers fueron enviados con el equipo de STRIKE para liberar a Lemurian Star, el barco de S.H.I.E.L.D. en el Océano Índico que fue secuestrado por piratas dirigidos por Georges Batroc. Mientras el equipo se preparaba para aterrizar, Romanoff y Rogers charlaron sobre los planes de sábado por la noche que Rogers no tenía. Ella también intentó convencer a Rogers de salir con una mujer, pero afirmó que estaba demasiado ocupado, como saltó del Quinjet sin un paracaídas.

Cuando los Rogers y el resto del equipo de STRIKE fueron a rescatar a los rehenes, Romanoff le sugirió a la enfermera que estaba al otro lado del pasillo y se dirigió a la sala de máquinas. Cuando Georges Batroc ordenó a un pirata que pusiera en marcha los motores, Romanoff se colocó detrás de él y lo dejó fuera de combate, así como a varios piratas más. Rogers le preguntó a Romanoff por su estatus, ya que estaba en medio de una pelea con unos pocos piratas en la sala de máquinas. Ella aseguró la habitación y noqueó al último pirata con un golpe en la cara con una tubería de acero.

Cuando Rogers noqueó a Batroc, descubrió que la verdadera misión de Romanoff era recuperar confidencialmente archivos de S.H.I.E.L.D. en una unidad USB. Mientras los dos discutían acerca de la misión, Batroc les lanzó una granada que golpeó a Rogers y lanzó a Romanoff al vidrio, por lo que los dos saltaron por la ventana, solo para evitar la explosión. Romanoff asumió la responsabilidad de que Batroc se escapara y los dos se dirigieron al Quinjet.[2]

En la huida de S.H.I.E.L.D.

Después de que Fury fue aparentemente asesinado por un hombre enmascarado, Rogers ocultó el dispositivo USB en un hospital, sin embargo, Romanoff lo recuperó, y al reencontrarse con Rogers, le dice que dicha persona que mató a Fury era un espía conocido como el Soldado del Invierno, cuya persona conoció en el pasado. Ambos luego fueron a una tienda de Apple con internet para ver si había alguna información valiosa en la unidad, pero, al igual que Fury, no encontraron nada. Sin embargo, sí encontraron el lugar en donde el USB podría ser de utilidad. Brock Rumlow y su equipo trataron de encontrarlos, ya que Rogers se negó a decirles algo con respeto a la muerte de Fury, pues fue el único testigo presente en dicho caso. Para evitar ser encontrados, Romanoff y Rogers se besaron, provocando que los agentes apartaran la mirada.

Más tarde robaron una camioneta y se dirigieron al Campamento Lehigh, el campamento militar donde Rogers había entrenado durante la Segunda Guerra Mundial. Allí, encontraron una sala de almacenamiento secreta llena de viejas computadoras de una vieja oficina de S.H.I.E.L.D., también encontraron una ranura USB más moderna y la usaron. Las computadoras se encendieron y de pronto, alguien empezó a hablar con ellos.

Ese alguien era Arnim Zola, quien les dijo que él fue reclutado por S.H.I.E.L.D. después de la Segunda Guerra Mundial, y que él ayudó a reconstruir HYDRA dentro de S.H.I.E.L.D. En la década de 1970, cuando éste recibió la noticia de que su cuerpo estaba muriendo (y con S.H.I.E.L.D. todavía necesitando de su ayuda), su mente pudo ser transferida a varias computadoras. Él había estado trabajando en un algoritmo que HYDRA quería. También les dijo que algunas de las muertes de los líderes de S.H.I.E.L.D. habían sido ejecutados por HYDRA, mientras les mostraba la fotografía de Howard Stark, lo que implica que la muerte de Stark no pudo haber sido un accidente. Él también participó en el Programa del Soldado del Invierno. Pero antes de que Rogers y Romanoff pudieran obtener más información sobre Zola, un misil de S.H.I.E.L.D. apareció y destruyó las instalaciones. Rogers y Romanoff fueron capaces de sobrevivir a la explosión y buscaron refugio con Sam Wilson. Más tarde, Wilson les dice que él los puede ayudar mostrándoles un programa militar con avanzados trajes de vuelo personal.

En Washington, D.C., todos interrogaron al agente Jasper Sitwell, quien era un agente de HYDRA. Sitwell les dijo que HYDRA iba a utilizar el Proyecto Insight como un arma para eliminar a los que consideraban amenazas alrededor del mundo.[2]

El regreso del Soldado del Invierno

Cuando Romanoff, Rogers y Wilson condujeron su camino para infiltrarse en el Triskelion, fueron atacados por el Soldado del Invierno que se subió a su automóvil y arrojó a Jasper Sitwell, matándolo. Romanoff le disparó al Soldado del Invierno cuando un automóvil entrante chocó contra ellos por la espalda, haciendo que Romanoff soltara su arma. Cuando el Soldado del Invierno causó el accidente de automóvil, Rogers agarró a Romanoff y Wilson y saltó del automóvil en movimiento. Romanoff y Wilson se encontraron bajo fuego pesado, pero Romanoff usó su mordedura de Black Widow en el puente. Mientras continuaba la lucha, Romanoff logró disparar al Soldado de Invierno. Cuando los dos asesinos se dispararon el uno al otro, Romanoff decidió correr con la esperanza de escapar, pero el Soldado del Invierno la siguió.

Sabiendo que no podía escapar del Soldado del Invierno, Romanoff lo distrajo con un mensaje de radio en su teléfono que le permitía saltar sobre él. Romanoff y el Soldado del Invierno participaron en una lucha mano a mano. Romanoff pudo usar sus habilidades como ex espía como el engaño y sus artilugios a fin de vencer a su oponente. Después de someter temporalmente al Soldado del Invierno, Romanoff siguió corriendo y ordenando a los civiles que se fueran cuando recibió un disparo en el hombro. Rogers la salvó y luchó contra el Soldado del Invierno hasta que le quitó la máscara y descubrió que era Bucky Barnes. Antes de que pudiera dispararle a Rogers, Romanoff lo salvó disparando un lanzagranadas, lo que le obligó a huir.[2]

Reuniéndose con Fury

Eventualmente, Rogers, Romanoff y Wilson fueron detenidos. Durante el viaje, Wilson pudo ver que Romanoff necesitaba un médico ya que estaba perdiendo sangre por su herida de bala. Los tres fueron rescatados por Maria Hill, quien se disfrazó como guardia de HYDRA y noqueó a otro guardia. Hill los llevó a una instalación secreta donde Nick Fury con vida conmocionó a Romanoff. Luego, Romanoff fue llevada con un médico que trató su herida cuando Fury les dijo cómo fingió su muerte. Después de que Romanoff fue vendada, Hill y Fury revelaron que existía un plan para detener Project Insight. El grupo decidió que al final de todo eso, tanto S.H.I.E.L.D. como HYDRA serían eliminados para siempre.[2]

Batalla en el Triskelion

Para detener Proyecto Insight, Romanoff usó un Velo Fotostático para disfrazarse como la concejal Hawley, miembro del Consejo de Seguridad Mundial. Como Romanoff se quedó con Alexander Pierce, Rogers, junto con Wilson y Hill se infiltraron en el Triskelion y revelaron que S.H.I.E.L.D. fue invadido por HYDRA. El consejo fue detenido por STRIKE, que eran todos agentes de HYDRA hasta que ella los derribó y evitó que Pierce ejecutara a Singh y se reveló a todos. Luego, Romanoff comenzó a deshabilitar los protocolos de seguridad, liberando todo S.H.I.E.L.D. y los secretos de HYDRA en internet.

Cuando se requirió la desactivación de la encriptación, que necesitaba dos miembros nivel alfa, Romanoff le dijo a Pierce que la compañía estaba viniendo, cuando apareció Nick Fury. Fury y Pierce dieron sus autorizaciones para lanzar todos los archivos que Romanoff señaló por Internet. Pierce luego activó un botón en su teléfono causando que todos los miembros del consejo explotaran debido a las etiquetas con nombre que tenían, excepto a Romanoff. Como Rogers y Wilson tuvieron éxito en destruir el Helicarrier, Pierce le ordenó a Romanoff que lo acompañara, pero mientras él escapaba, Romanoff usó su mordedura de Black Widow para desarmar su placa de seguridad, dejando que Fury le disparara a Pierce, matándolo. Fury luego verificó a la inconsciente Romanoff, que a los segundos despertó.

Romanoff y Fury pilotaron el helicóptero y volaron a la ubicación de Wilson, donde un Helicarrier se estrelló al costado de la misma. Ellos volaron el helicóptero alrededor de la esquina noroeste para llevarse a Wilson, que se zambulló por la ventana y cayó por el helicóptero, pero fue atrapado por Romanoff. Luego, los tres se marcharon volando mientras Romanoff le preguntaba a Hill si sabía dónde estaba Rogers.[2]

Un nuevo comienzo

Natasha Romanoff estuvo presente en una investigación gubernamental sobre el asunto de HYDRA. En la investigación Romanoff declaró que ella y los otros agentes que lucharon en la Sublevación de HYDRA no serían detenidos porque son las personas más preparadas para proteger al mundo. Ahora que sus secretos se le fueron revelados, Romanoff necesitaba una nueva identidad.[2]

Un último favor

A petición del Capitán América, ella se puso en contacto con algunos de sus conocidos en Kiev, que le entregaron un viejo documento de alto secreto de Rusia sobre el Soldado del Invierno. Más tarde, se detuvo en la falsa tumba de Fury para darle el documento a Rogers y le dio un beso de despedida.[2] Unos meses más tarde, después de la reorganización de Phil Coulson sobre S.H.I.E.L.D., Romanoff recibió la llamada de la agente Melinda May.[8]

Guerra contra Hydra

Combatiendo a HYDRA

Con la creciente amenaza de HYDRA, los Vengadores estaban oficialmente reunidos bajo el apoyo financiero de Tony Stark con la Torre de los Vengadores como su cuartel general, embarcándose en varias misiones para echar abajo sus planes de dominación mundial.[3]

Ataque a la Base de Investigación de HYDRA

Su próxima misión juntos fue recapturar el Cetro de la base de HYDRA del barón Wolfgang von Strucker. Romanoff robó un jeep para que ella y Barton pudieran seguir el ritmo del resto de los Vengadores mientras luchaban contra los soldados de HYDRA. Romanoff estrelló el jeep y combatió a pie usando sus habilidades y armas para matar a muchos soldados de HYDRA. Cuando Barton se lesionó, Romanoff inmediatamente fue en su ayuda y le informó a los demás que necesitaban evacuar. Cuando ganaron la batalla, Romanoff vio como los soldados restantes de HYDRA estaban siendo aprehendidos por la Legión de Hierro. Rogers le dijo a Romanoff que se acercara a Hulk y lo arrullara. Cuando Romanoff se acercó a Hulk, ella se quitó los guantes e inició el método del arrullo para calmarlo. Esto funcionó y causó que Hulk se calmara y se transformara nuevamente en Bruce Banner.

En el camino de regreso a la Torre de Vengadores, Romanoff le dijo a Banner que el arrullo funcionó mejor que nunca, aunque no esperaba que la batalla necesitara a Hulk. Luego, Romanoff le dijo a Banner que si no hubiera luchado, Barton habría sido asesinado. Romanoff le pidió a Thor una evaluación de las habilidades de Banner en el campo de batalla; Thor comentó sobre la violencia de Hulk que resultó en la muerte de docenas de soldados de HYDRA. Al ver que esto molestaba a Banner, Thor mencionó que muchas de las heridas que infligió a los soldados no eran mortales.[3]

Celebración

Cuando los Vengadores regresaron de Sokovia, Romanoff se quedó al lado de Barton mientras Helen Cho reparaba su herida con un dispositivo llamado el Arca. Romanoff le preguntó si su amigo iba a estar bien y bromeó pretendiendo que lo necesitaban para mantener unido al equipo. Banner le explicó a Romanoff lo que es el Arca y Cho mencionó que la novia de Barton ni siquiera notaría la diferencia, aunque Barton respondió que no tenía novia, sin mencionar a su esposa de la que solo él y Romanoff sabían.

Tony Stark organizó una fiesta en la Torre de los Vengadores para celebrar su victoria contra Strucker y obtener el Cetro. Durante la fiesta, Romanoff habló con James Rhodes e hizo de bartender para los invitados. Romanoff coqueteó con Banner, para que entendiera que ella sentía algo por él. Romanoff le contó a Banner acerca de cómo todos sus amigos eran luchadores excepto él, ya que se mantenía fuera de la pelea porque sabía que iba a ganar.

En poco tiempo, muchos de los invitados se habían ido, dejando a los Vengadores y algunos otros. Mientras se sentaban y bebían, Thor invitó a los Vengadores a intentar levantar a Mjolnir. Romanoff vio como los Vengadores fallaban en levantar el martillo y cuando llegó el turno de Bruce Banner, fingió convertirse en Hulk, lo que a ninguno de los otros le pareció divertido, excepto a Romanoff. Banner invitó a Romanoff a intentar levantar el Mjolnir, pero mientras bebía su cerveza, se negó educadamente a afirmar que era una pregunta que no necesitaba responder.[3]

Ofensiva de Ultrón

Ataque en la Torre de los Vengadores

El juego fue interrumpido cuando una Legión de Hierro creada por Tony Stark apareció por sorpresa, y al confesar que era el resultado del Programa de Ultrón que Stark había creado con el Cetro junto con otras copias de si mismo, ellos atacaron al grupo. Romanoff se puso a cubierta detrás del bar y arrastró a Banner hasta que cayó sobre ella, lo que le recordó que se transformaría en Hulk. Luego sacó una pistola oculta debajo del bar para ayudar a los demás a luchar. Después cubrió Banner mientras los dos se dirigían a un lugar más seguro arriba. Sin embargo, el ataque fue una distracción, y uno de los robots se fue con el Cetro mientras los Vengadores y sus amigos estaban enfrascados en la batalla. Eventualmente todas las armaduras fueron derrotadas a excepción de la primera Legión de Hierro que anunció sus intenciones de acabar con los Vengadores para lograr su idea de paz.[3]

Discusión

A medida que el equipo se fue reagrupando, comenzaron a discutir sobre lo que había ocurrido y Tony Stark admite haber participado la creación de Ultrón, aunque todavía defendió firmemente la idea, ya que creía que era un plan beneficioso para salvar al mundo. Thor, claramente molesto por la imprudencia de Stark, lo sujetó por el cuello, pero Rogers fue capaz de calmarlo. Ahí mismo, Romanoff supuso que Ultrón podría saber incluso más que ellos mismos de lo que imaginaban.

El equipo más tarde se enteró de que Ultrón había enviado un mensaje sobre el asesinato del Barón Wolfgang von Strucker y dejando la palabra PAZ escrita con su sangre. Trabajando juntos, el equipo determinó que Ultrón iría después por Vibranio y que lo conseguiría con Ulysses Klaue en Johannesburgo.[3]

Batalla en el Deshuesadero

Cuando comenzaron a aparecer informes de robots atacando fuentes de Vibranio, los Vengadores corrieron a un depósito de chatarra costero en África, donde encontraron a Ultrón, junto con Pietro y Wanda Maximoff, tomando el Vibranio. Cuando Stark, Rogers y Thor confrontaron a Ultrón directamente, Romanoff y Barton se quedaron atrás para protegerse. Como las negociaciones pacíficas fracasaron rápidamente, Ultrón y los Maximoff atacaron, al mismo tiempo que Klaue mandó a sus soldados atacar a los Vengadores.

Romanoff venció a muchos de los soldados de Klaue para proteger al resto de los Vengadores del ataque mientras derrotaban a los Centinelas de Ultrón, manteniéndolo firme hasta que finalmente fue noqueada. Con Romanoff inconsciente, Barton logró derrotar al resto de los soldados y despejar el área. Romanoff llegó poco después, pero quedó incapacitada de nuevo cuando Wanda Maximoff se coló detrás de ella mientras aún estaba aturdida y le infligió una visión de pesadilla. Ella languideció en una escena de su pasado mientras la lucha continuaba a su alrededor y el enemigo escapaba.

En la visión, Romanoff revivió experiencias en la Academia de la Habitación Roja, el lugar donde creció y fue entrenada para ser una asesina. Romanoff bajó las escaleras y se encontró con Madame B., su antigua entrenadora, quien comentó que Romanoff no era frágil y le dijo que celebrarían después de la ceremonia de graduación. Romanoff mostró preocupación por fallar, pero Madame B. le aseguró que no lo haría. Romanoff luego disparó a unos pocos objetivos seguidos por un humano que ella ejecutó. Madame B. dejó en claro que la ceremonia era necesaria para que ocupara su lugar en el mundo, que ella creía que no tenía. Romanoff fue esterilizada entonces, para evitar distracciones y centrarse únicamente en sus misiones.

Como la mitad de los Vengadores sufriendo las pesadillas de Wanda, Stark luchó contra Hulk, también víctima de los poderes de Wanda. Stark le pidió a Romanoff que le diera a Hulk arrullo, pero Barton le informó que no iba a poder ayudarlo, ya que estaba desorientada por las visiones. Cuando los Vengadores se retiraron en el Quinjet, Romanoff, junto con Rogers, Thor y Banner permanecieron temporalmente marcados por lo que vieron.[3]

Retiro

Aún atormentada por los sucesos vistos en su pesadilla, Romanoff es llevada junto al equipo a la granja de la familia de Clinton Barton, ahí conoció a sus dos hijos, y fue conocida como la "Tía Nat", cosa que le agrado. También tuvo la oportunidad de volver a hablar con Banner en privado sobre sus sentimientos, ambos llegaron al acuerdo de huir juntos cuando venzan a Ultrón, aunque Banner señaló que no habrá futuro con él estando a su lado. Más tarde, Nick Fury también llegó a la granja, y convenció al equipo de seguir enfrentando a Ultrón.[3]

Batalla de Seúl

Después de que Banner hiciera la observación de que Ultrón estaba tratando de evolucionar, los Vengadores restantes se dividieron en dos grupos, con Romanoff uniéndose a Rogers y Barton en un intento por evitar que Ultrón obtenga tecnología de regeneración celular en Corea del Sur. El trío corrió para alcanzar su objetivo, y descubrieron que el plan de Ultrón era crear un nuevo cuerpo androide para sí mismo, pero la llegada de los Vengadores provocó que agarrara el cuerpo y huyera. Barton ubicó a Ultrón escapando en un camión con mucho tráfico, y cuando se presentó una oportunidad, Romanoff se lanzó a las calles en una motocicleta para perseguirlo ella misma. Romanoff hizo su camino a través de la ciudad, siendo guiado por Barton para llegar a la ubicación de Ultrón.

Mientras avanzaba, vio el escudo del Capitán América en el camino y lo recogió. Finalmente se dirigió a su ubicación donde Ultrón estaba golpeando a Rogers, a quien rescató y le arrojó su escudo. Romanoff luego abordó el camión que se levantó en el aire, pero ella tuvo éxito en la entrega del androide inactivo a Barton. No obstante, esta fue capturada por Ultrón.[3]

Secuestrada

Al despertar, Romanoff se dio cuenta de que fue llevada a Sokovia, ahí Ultrón le mostró un nuevo cuerpo robótico suyo, a pesar de haber perdido al androide por los Vengadores. En su celda, Romanoff usó un viejo dispositivo de comunicación de la Guerra Fría, en un intento de exponer su ubicación sin ser detectada, y luego se quedó sentada a esperar a que alguno de sus compañeros la liberé.[3]

Batalla de Sokovia

Rescate

Clinton Barton recibió su señal y se lo reveló al resto de los Vengadores, lo que los llevó a volar a Sokovia para derrotar a Ultrón y rescatarla. Mientras estaba sentada en su celda, Thor destruyó una pared y él y Banner entraron para hallar a Romanoff. Eventualmente, Banner se dirigió a la celda y la liberó. Mientras Banner quería huir con Romanoff, ella sabía que tenía que quedarse y luchar, así que después de besar a Banner, lo empujó por un pozo y lo transformó en Hulk. Romanoff entonces sostuvo a Hulk mientras saltaba de la base de Ultrón a Sokovia aerotransportado. Los dos continuaron ayudando al resto de los Vengadores a luchar para detener a la inteligencia artificial.[3]

Refuerzos

Cuando Stark le dijo a Rogers que su única solución para salvar al mundo de Novi Grad era destruyéndolo, Rogers se negó a considerar la idea. Romanoff intentó persuadir a Steve de que considerara la opción, ya que la población mundial lógicamente tendría prioridad sobre la gente de Novi Grad. Cuando Rogers declaró que no dejaría a Novi Grad y su gente a su suerte, Romanoff le dijo que nunca tuvo la intención de que se fueran y que morirían con la gente de Novi Grad si era necesario. Ella se aseguró a sí misma y a Steve que hay formas peores de morir y que al menos moriría viendo una gran vista. Nick Fury interrumpió su conversación diciendo que la vista estaba a punto de mejorar. Fury mostró su Helicarrier y lo usó para promulgar el plan de Rogers y evacuar a los civiles mientras James Rhodes se unía a la batalla. Fury envió un escuadrón de cápsula de salvación para evacuar a los ciudadanos, mientras que Romanoff y los Vengadores se aseguraran de que nadie quedara atrás.[3]

Protegiendo el núcleo

Más adelante, Ultrón tenía que usar el núcleo de su dispositivo para provocar que Novi Grad caiga desde los cielos y provoque la extinción de la humanidad. Sin embargo, los esfuerzos combinados de los Vengadores se lo impidieron. Con la batalla casi ganada, Rogers ordenó que el equipo llegara a una cápsula de evacuación y abandonara la ciudad antes de que Stark y Thor destruyeran la ciudad. Romanoff se fue con Barton y confiscaron un automóvil, hablando poco sobre cómo renovar el hogar de su familia mientras manejaba.

Cuando la batalla terminó, Romanoff y Barton regresaron su atención en la evacuación de la población civil, pero pronto recibió el llamado de Hulk para que volviera a su estado humano. Su técnica de arrullo fue interrumpida por Ultrón, quien estaba al mando del propio Quinjet de los Vengadores y atacó a Hulk con disparos, dejando inconsciente a Romanoff en el proceso. Hulk agarró a Romanoff y la colocó a salvo en un recién llegado Helicarrier de S.H.I.E.L.D. antes de saltar tras Ultrón para desahogar su furia.

Romanoff pronto se enteró de que Hulk había vencido a Ultrón en el Quinjet y lo llamó por un enlace de video para que desconecte el modo sigilo de la nave, sin embargo, Hulk simplemente cortó la conexión.[3]

Nuevos Vengadores

Un nuevo equipo

"Vengadores..."
Steve Rogers a los Nuevos Vengadores[fnt.]

Cuando la batalla contra Ultrón finalmente terminó, Romanoff se dirigió al Centro de los Nuevos Vengadores, ahí Stark y Clinton Barton se retiraron del equipo, también Thor, quién decidió volver a Asgard debido a su extraña visión sobre las Gemas del Infinito. Con el plan de huir con Banner estropeado, ya que este estaba desparecido, Romanoff no tenía más opción que seguir adelante. Ella junto con Steven Rogers formaron parte de la segunda encarnación de los Vengadores, al lado de Wanda Maximoff, James Rhodes, Visión y Samuel Wilson.[3]

Ataque en la sede de IDEI

Romanoff estaba en una misión en Lagos con sus compañeros Steven Rogers, Wanda Maximoff y Samuel Wilson, donde esperaban emboscar a Brock Rumlow. Romanoff estaba sentada en una cafetería con Wanda, observando la zona. Cuando Redwing escaneó un camión de basura, que reveló estar en su máxima capacidad; Romanoff se dio cuenta de que el camión era un ariete. El equipo entonces se trasladó a la sede de IDEI, donde el camión se había dirigido. Mientras Rumlow escapaba del edificio con sus agentes, habiendo robado una sustancia química peligrosa, Romanoff lo persiguió en una motocicleta. Ella derrotó a los agentes de Rumlow con relativa facilidad, pero fue confrontada por el propio Rumlow, este último lanzó a Romanoff en un camión que contenía dos de sus agentes, arrojando una granada dentro y cerrando el techo. Romanoff incapacitó a los agentes y escapó del camión cuando la granada explotó.

Rumlow dio el producto químico a uno de sus agentes y les ordenó que se separaran, dejando que los Vengadores los persiguieran por Lagos. Mientras Rogers luchaba contra Rumlow, Romanoff y Wilson persiguieron a los agentes. Romanoff los alcanzó y los sostuvo a punta de pistola; Sin embargo, uno de ellos amenazó con dejar caer el producto químico. Romanoff mató a uno de los agentes cuando el aviador de Redwing mató al otro. Romanoff cogió el frasco antes de que cayera al suelo, agradeciendo a Wilson mientras salía del área. Aunque Wilson insistió en que agradeciera al dron, Romanoff se negó. La batalla terminó con una explosión que accidentalmente causó Wanda, que mató a varios civiles, incluyendo Wakandianos.[9]

Guerra Civil de los Vengadores

Acuerdos de Sokovia

Mientras se recuperaba de la misión en Lagos, a los Vengadores se les mostró los Acuerdos de Sokovia por el Secretario de Estado Thaddeus Ross, que los pondría bajo el mando directo de un panel de las Naciones Unidas. Para gran sorpresa de sus compañeros, Romanoff estuvo de acuerdo con Stark y estaba dispuesta a aceptar los términos de los acuerdos. Luego llamó a Clinton Barton y le preguntó si iba a firmar los acuerdos, pero él afirmó que se había retirado en vez de firmar.

En su camino a Viena, donde los acuerdos serían enmendados, se detuvo en la Catedral de San Lucas, donde Rogers había asistido al funeral de Peggy Carter. Él le preguntó quién más había firmado los acuerdos, a lo que ella respondió que Stark, Rhodes y Vision habían firmado. Romanoff le preguntó a Rogers si reconsideraría su decisión de no firmar los acuerdos, diciendo que los Vengadores deberían permanecer juntos sin importar cómo. Él, como ella esperaba, siguió negándose y esta admitió que estaría allí como una amiga para apoyarlo mientras lloraba la pérdida de Carter.[9]

Conferencia de Viena

En la conferencia de Viena, Romanoff se encontró con el príncipe de Wakanda, T'Challa, quien le agradeció por apoyar los Acuerdos de Sokovia. También conoció a su padre, T'Chaka; Dándole sus condolencias por la muerte de los ciudadanos Wakandianos en Lagos. Durante la conferencia, una bomba fue activada, matando a T'Chaka. Las autoridades sospecharon que Bucky Barnes fue responsable del bombardeo por las cintas de seguridad que mostraban al hombre culpable.

Fuera del edificio, Romanoff se disculpó por la pérdida de T'Challa y le prometió que el grupo de trabajo se encargaría de atrapar a Barnes, pero T'Challa dijo que él se encargaría de matarlo. Después, Rogers la llamó y le preguntó si estaba bien. Romanoff respondió positivamente, e instó a Rogers a permanecer fuera del caso con Barnes, o podría empeorar las cosas. No obstante, Rogers insistió en que debía ser él quien trajera a Barnes, ya que no moriría intentándolo. Cuando este colgó el teléfono, Romanoff supo que iba a defender a Barnes.[9]

Berlín

Steven Rogers, Samuel Wilson, T'Challa y Bucky Barnes fueron capturados por el Centro Común de Lucha contra el Terrorismo y llevados a la sede de la agencia en Berlín. Allí, Romanoff le dijo a Rogers que lo que había hecho había empeorado las cosas. Durante la evaluación psicológica de Barnes, se produjo un corte de corriente. Barnes se liberó y trató de escapar; Sin embargo, Romanoff, Stark y Sharon Carter lo confrontaron. Romanoff fue estrangulada por Barnes, pero T'Challa la salvó a tiempo.

Sin embargo, Barnes escapó, Romanoff y Stark sabían que Barnes estaba con Rogers, quien, junto con Wilson, también escaparon de la custodia. Stark le preguntó a Romanoff si Hulk podría ayudarles, pero Romanoff sabía que incluso si estuviera aquí, probablemente no estaría de su lado. Para obtener a los fugitivos a tiempo, Romanoff se acercó a T'Challa para pedirle su ayuda, prometiéndole que lo ayudaría a encontrar a Barnes.[9]

Enfrentamiento entre los Vengadores

Romanoff, junto con Iron Man, Máquina de Guerra, Visión, Pantera Negra y el Hombre Araña se enfrentaron a Rogers en la terminal del aeropuerto. Ella le preguntó a Rogers si quería salir de la situación sabiendo lo que estaba por suceder, pero él no se rindió. Cuando Wilson encontró el Quinjet, el resto del equipo del Capitán América los emboscó y los dos equipos se enfrentaron.

Romanoff se encontraba luchando contra Ant-Man, que estaba dudoso de lastimarla, esta le dijo que no insistiera, ya que no tenía ninguna posibilidad contra ella. Cuando los dos empezaron a luchar, Romanoff empezó a acabarlo, pero Lang fue capaz de encogerse y trató de contenerla. Sin embargo, Romanoff se liberó utilizando su mordedura. Más tarde, Rogers lanzó contra el equipo de Iron Man un camión de bomberos que también fue ampliado por el disco de alteración de tamaño de Ant-Man, aunque Roamnoff lo esquivó con éxito. Stark la ayudó a levantarse y ella le preguntó si pelear era parte del plan, él respondió que había planeado no ser tan duro con ellos, pero ahora iba a cambiarlo.[9]

Luchando contra antiguos compañeros

Stark voló con Romanoff donde estaba el resto del equipo de Iron Man y los dos grupos se enfrentaron y corrieron el uno hacia el otro, mientras que Romanoff señalaba que esto no iba a terminar bien. Como los dos equipos se enfrentaron de nuevo, Romanoff derrotó a Ant-Man fácilmente y luego procedió a luchar contra Barton. Ellos se enfrentaron y él la arrojó al suelo, Romanoff preguntó si aún eran amigos, Barton lo confirmó diciéndole que dependía de lo duro que golpeaba. Romanoff obtuvo la ventaja, no obstante, Wanda la sacó fuera del combate.

Más tarde, Romanoff se dirigió al hangar del Quinjet. Cuando Rogers y Barnes llegaron al hangar, ella se interpuso y se dio cuenta de que Rogers nunca iba a detenerse, por lo que decidió seguir su conciencia y confiar en él. Romanoff utilizó discos para contener a Pantera Negra que estaba justo detrás de ellos y los iba a atrapar. Rogers y Barnes escaparon del aeropuerto en el Quinjet justo cuando Pantera Negra se liberó. Mientras los dos veían a Rogers y Barnes volar, Romanoff le dijo a T'Challa que le había dicho que le ayudaría a encontrar a Barnes y no a atraparlo.[9]

En la huida

Momentos antes del final de la batalla de Leipzig, James Rhodes se estrelló en el suelo debido a un tiro fallido de Visión. En un hospital, Stark se acercó a Romanoff y le dijo que su columna vertebral había sido dañada. Stark estaba decepcionado con ella por su traición, alegando que seguía actuando como agente doble. Ella respondió que no habían tratado con Rogers legítimamente. Stark se burló de sus inclinaciones hacia Rogers antes de informarle que T'Challa le había dicho a Thaddeus Ross de su traición, dándole una amarga advertencia de que el gobierno vendría a arrestarla antes de denunciar su amistad y comentar que traicionar a la gente era lo único que que Natasha era buena. Insultada, Romanoff le dijo que ella no era la que necesitaba cuidarse la espalda, y pasó a la clandestinidad.[9]

Relaciones

Aliados

Enemigos

Apariciones

Apariciones de Natalia Romanoff

En orden cronológico:

Detrás de escenas

  • Scarlett Johansson se tiñó el cabello a color rojo antes de que consiguiera el papel de Black Widow, debido a que deseaba mucho interpretar al personaje.
  • Durante la filmación de Avengers: Age of Ultron, tres dobles de acrobacias fueron usadas debido al embarazo de Johansson, lo cual causó una gran confusión entre los otros actores, ya que según ellos, esas chicas eran muy similares a Johansson. En última instancia, en algunas escenas se requirió el uso de CGI para ocultar el embarazo de Johansson.
  • Debido a que su traje era increíblemente incómodo, Johansson no llevaba puesto ninguna ropa interior mientras grababa escenas con su catsuit.

Trivia

  • En los cómics, Natalia Romanoff fue producto de un experimento soviético de Súper-Soldado, y tuvo una relación larga y complicada tanto con James Buchanan Barnes como con Matthew Murdock y Clinton Barton.
  • Según su expediente, Natalia Romanoff comparte la misma fecha de nacimiento que su actriz, el 22 de noviembre de 1984.
  • En Captain America: The Winter Soldier, Romanoff llevaba puesto un collar con un colgante de flecha como símbolo de su amistad con Clinton Barton.
  • En una entrevista, Scarlett Johansson dijo que de todos sus papeles, Natalia Romanoff era su favorita tanto por el desarrollo del personaje como por su participación en un universo mayor.
  • Romanoff ha tenido peinados diferentes en cada una de sus apariciones cinematográficas hasta ahora, una por película.
  • El cabello rubio de Romanoff en Avengers: Infinity War hace referencia a Yelena Belova, la segunda Black Widow.

Referencias

  1. 1,00 1,01 1,02 1,03 1,04 1,05 1,06 1,07 1,08 1,09 1,10 The Avengers
  2. 2,0 2,1 2,2 2,3 2,4 2,5 2,6 2,7 2,8 Captain America: The Winter Soldier
  3. 3,00 3,01 3,02 3,03 3,04 3,05 3,06 3,07 3,08 3,09 3,10 3,11 3,12 3,13 Avengers: Age of Ultron
  4. 4,0 4,1 4,2 4,3 Iron Man 2
  5. The Avengers
  6. The Avengers Escena post-créditos
  7. Iron Man 3 Prelude
  8. Agents of S.H.I.E.L.D.: 2.04: Face My Enemy
  9. 9,0 9,1 9,2 9,3 9,4 9,5 9,6 Captain America: Civil War

Enlaces externos

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.